sábado, octubre 09, 2010














LOS RENGLONES TORCIDOS DE DIOS


El presidente de la Academia Pontificia para la Vida, institución que se ocupa de las cuestiones éticas y de defensa de la vida del Vaticano, ha criticado que se haya concedido el Nobel de Fisiología y Medicina 2010 a Robert Edwards:

"Sin Edwards no existirían en el mundo congeladores llenos de embriones que en el mejor de los casos van a ser trasladados a úteros, aunque lo más probable es que sean abandonados", ha asegurado monseñor Ignacio Carrasco de Paula. "De ese problema es responsable Edwards", ha añadido.

Yo añado, si el argumento anterior es válido, que:

"Sin Iglesia no existirían en el mundo abadías, colegios religiosos, seminarios, monasterios, parroquias... llenos de clérigos pederastas que, en el mejor de los casos, van a ser encarcelados, aunque lo más probable es que sean exculpados. De ese problema es responsable la Iglesia".

1 Comments:

Blogger Bara 薔薇 said...

Muy bueno Filósofo, esto es un ¡zas!, en toda la boca

12 octubre, 2010 20:38  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home